LISTADO

 

LISTA DE LOS QUE YACEN EN LA MINA DE CAMUÑAS

EN PROCESO BEATIFICACIÓN

1. SEBASTIÁN ALFONSO TAPIA JIMÉNEZ- AVENDAÑO   (Herencia (Ciudad Real) 1876- 4 de agosto 1936). Sacerdote, coadjutor de la parroquia de Herencia (Ciudad Real). Tenía 60 años.

2. ANTONIO GARCÍA-CALVILLO Y COBOS (Herencia (Ciudad Real) 1885- 7 de agosto de 1936). Ejerce en Herencia al amanecer del, es conducido a la siniestra mina de Camuñas (Toledo) a la que fue arrojado vivo al tiempo que gritaba “¡Viva Cristo Rey!”  Tenía 51 años.

3. EMILIANO ENCINAS Y LÓPEZ-ORTIZ. (Quero (Toledo), 15 de septiembre de 1903- 23 de agosto de 1936). Cuando estalla la guerra es el cura ecónomo de Camuñas (Toledo). Tenía 32 años.

4. FAUSTINO SANTOS JIMENO (Almedina (Ciudad Real),  21 de febrero de 1906- 30 de agosto de 1936. Coadjutor en la parroquia de Santa María en Alcázar de San Juan (Ciudad Real). Tenía 30 años.

5. FRANCISCO DE PAULA HERREROS GONZÁLEZ (San Carlos del Valle (Ciudad Real) 21 de marzo de 1875- 31 agosto de 1936). Como último destino fue enviado a Las Labores donde, ya sexagenario, lo mataron de un tiro en la nuca. Tenía 61 años.

6. LUIS CASTELLANOS CARAVACA (Alcázar de San Juan (Ciudad Real), 29 de octubre de 1898 - 15 de septiembre de 1936). Canónigo en la Catedral de Ciudad Real. Pero, al suprimirse las asignaciones del Clero, en 1932, el obispo le propuso volver, en 1933, a la Parroquia de Santa María,  en  Alcázar de San Juan. El 15 de septiembre fue asesinado en los términos de Herencia. Su cadáver fue arrojado a una sima, sin que haya sido posible recuperar.

7. CARLOS ÁLVAREZ RODRÍGUEZ (Herencia (Ciudad Real) 7 de abril de 1869- 25 de noviembre de 1936). Ejercía en su pueblo de Herencia. Tenía 67 años.

8. FEDERICO AVENGOZA REMÓN DE MONCADA (Herencia (Ciudad Real) 25 de febrero de 1871- 25 de noviembre de 1936). Desde 1909 llega a su pueblo natal como sacristán-sacerdote, oficio que desempeña hasta el martirio. Tenía 65 años.

9. JESÚS SÁNCHEZ DE LA NIETA (Herencia (Ciudad Real) 25 de diciembre del año 1872- 25 de noviembre de 1936). Adscrito en la parroquia de Herencia. Tenía 63 años.

 

34 VECINOS DE HERENCIA (CIUDAD REAL)

10. Hermenegildo Alvara González

11. Maximiano Aragonés Díaz-Meco

12. Mercenario Berrio Álvarez

13. Manuel Fernández-Caballero Díaz-Pavón

14. José Antonio Fernández Úbeda

15. Rafael Fernández-Caballero Moreno

16. Antonio García-Valdivieso Fernández-Cañadas

17. José Gómez Calcerrada

18. Ruperto Jiménez González

19. Telesforo Martínez Novoa

20. Ramón Osuna Dávila

21. Aurelio Rodríguez de Liébana Fernández-Baillo

22. Micaela Úbeda Bolaños

23. Vitoriano Rodríguez de Tembleque Jiménez-Mendaño

24. Luís Rodríguez de Liébana Amaro

25. Guillermo Vargas-Gómez Calcerrada

26. Ismael Moreno-Manzanaro Gómez Calcerrada

27. Alfredo González López de Andújar

28. Ramón Jiménez Sánchez

29. Ignacio Gómez-Lobo Ruiz

30. Luberio León Martín-Buitrago

31. Serafín Corrales González

32. Gregorio Corrales Moreno

33. Antonio Fernández-Caballero Moreno

34. Diego García Pérez de Bustos

35. Emilio García-Escribano Díaz-Naranjo

36. Julián Gómez-Lobo Ruiz

37. Nicasio Yébenes Cano

38. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Amaro

39. Bonifacio Rodríguez Madero

40. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Baillo

41. Jesús Rodríguez Iniesta

42. Gregorio Rodríguez Iniesta

43.José Tajuelo González

 

DOS VECINOS DE CAMUÑAS (TOLEDO)

44. Emilio Martín Benito Gascón, murió el 23 de agosto de 1936. Tenía 36 años.

45. Roso Gallego Cano, murió el 19 de octubre de 1936. Tenía 51 años.

 

OCHO VECINOS DE CONSUEGRA (TOLEDO)

46.Lucio Prieto Rodríguez: 52 años Industrial asesinado el 25 de septiembre del 36

47. Francisco Rodríguez García de los Huertos

48. Honorio M. Palomino Pérez: 45 años propietario asesinado el 25 de septiembre del 36

49. José Cejuela Castañeda: 38 años campesino asesinado el 25 de septiembre del 36

50. Teófilo Gutiérrez Biedma

51. José Antonio Gutiérrez Nieto: 24 años agricultor asesinado el 25 de septiembre del 36

52. Justo García Rebato: 21 años industrial asesinado el 25 de septiembre del 36

53. Fausto Acebal Rey: 50 años Propietario asesinado el 25 de septiembre del 36

(Estos son los nombres que aparecen en la lápida de la iglesia de San Juan de Consuegra, el párroco de Camuñas ofrece un nombre más: José González Román y Villarroel: 30 años Maestro asesinado el 28 de noviembre del 36)


SEIS VECINOS DE VILLAFRANCA DE LOS CABALLEROS (TOLEDO)

54. Domingo Gómez-Chacón Yébenes: 32 años obrero asesinado el 16 septiembre del 36

Domingo era natural de Villafranca de los Caballeros, y formaba parte de una familia católica y conservadora junto con otros 2 hermanos y 1 hermana. No se trataba de ningún rico del pueblo sino de un sencillo agricultor que vivía de su labor en el campo. Tampoco le faltaba que comer debido a su labor en el campo. En aquel año estaba casado pero aún no tenía hijos.

En Agosto de 1936 había sido operado y a finales de ese mes aún se encontraba convaleciente. Sobre esa fecha y sin ninguna acusación concreta fue detenido y encerrado en el calabozo del Ayuntamiento de Villafranca de los Caballeros. Según los familiares que le llevaban la comida, aquella era una habitación muy pequeña y con humedad en la que tenían al prisionero y a un cerdo. Al parecer, allí fue torturado entre otras cosas arrancándole la barba con unas tenazas.

En esas condiciones estuvo unos 20 días hasta que el 17 de Septiembre de 1936 a las 2 de la mañana se lo llevaron en un camión hasta las cercanías de la mina de Camuñas donde según se cuenta también podría haber sido torturado llegándole hasta arrancar un brazo y luego fue fusilado o tiroteado en el cruce de caminos cercano a la mina (al lado de unos olivos) y después arrojado a la mina.

Según se sabe, durante el tiempo que duró el arresto de Domingo y de su hermano Ángel (fusilado en las inmediaciones de la iglesia de San Isidro de Alcázar de San Juan, junto con muchos de los frailes del convento de Campo de Criptana); y al parecer también posteriormente, su padre fue repetidamente chantajeado por los milicianos de Villafranca obligándole a vender sus propiedades (varias fincas urbanas y rusticas), con escrituras legales (por lo que no pudieron ser recuperadas después de la guerra) y requisándole el dinero recibido hasta tal punto que le obligaron a hipotecar su casa, con el fin de tratar de evitar que mataran a sus hijos y posteriormente para evitar que se llevaran detenidos y asesinaran al resto de la familia. Aparte de arruinarle hasta tener que hipotecar su casa, también metieron en la casa a otras familias a vivir con ellos (anulando así su privacidad) y hasta usaron el domicilio como oficina de correos.

55. Adrián Beteta Corrales: 32 años obrero asesinado el 16 de septiembre 1936

56. Constantino Galán Galán: 21 años obrero asesinado el 16 de septiembre de 1936

57. Juan Naranjo Laguna: 20 años obrero asesinado el 16 de septiembre de 1936

58. Valeriano Gómez Morales: 26 años obrero asesinado el 16 de septiembre de 1936

59. Benito Díaz Corrales: 22 años obrero asesinado el 16 de septiembre de 1936

 

DOS VECINOS DE ALCÁZAR DE SAN JUAN (CIUDAD REAL)

60. Emilio Ortega Manrique de Lara: 64 años Banquero asesinado el 27 de agosto del 36

Era mucho de Santa María la Mayor de Alcázar de San Juan, de las conferencias de San Vicente de Paúl, llevaba las cuentas de la iglesia y tenía amistad con el Beato Narciso de Esténaga, el obispo de Ciudad Real. Estuvo 17 días preso y le arrojaron vivo a la mina.

61. Enrique Martínez Espadero: 42 años abogado asesinado el 15 de septiembre de 1936

62. INOCENTA MILLÁN  GALLEGO (Campo de Criptana (Ciudad Real) 28 de diciembre de 1873). Heredó una gran fortuna y tierras de sus padres. Soltera, vestía siempre el hábito de Jesús Nazareno; fue presidenta de las Hijas de María Inmaculada y se distinguió por su fervor y caridad con el prójimo, repartiendo gran parte de sus tierras a familias necesitadas. Diariamente asistía a la Santa Misa en la Iglesia de los PP. Trinitarios, visitaba frecuentemente a los enfermos y necesitados a los que socorría. Mujer de profunda formación religiosa y humana. Costeó también la reparación de la parroquia Santa Quiteria que en 1921 sufrió considerables daños. Con la llegada del 18 de julio, aunque en principio fue respetada, el día 4 de septiembre atada a un coche fue arrastrada y llevada a Mina de “Las Cabezuelas” y después de ser maltratada la arrojaron viva al fondo de la mina.

 

DOS VECINOS DE MANZANARES (CIUDAD REAL)

63. José Rubio Domínguez: Farmacéutico de 63 años (asesinado a finales de julio)

64. Francisco Rubio Nuño: Estudiante de 22 años (asesinado a finales de julio)

 

UN VECINO DE TURLEQUE (TOLEDO)

65. Tomás Palmero Contreras: 68 años Propietario asesinado el 6 de agosto de 1936 y se cree que está en la Mina

 

 

HERENCIA

 

“Para la eterna memoria”
Herencia 1936-1939


 
En el archivo parroquial, en el Libro de difuntos nº 25, correspondiente a las inscripciones de defunciones de los años 1935-45, aparece en las cuatro últimas páginas, a ambos lados, un documento histórico firmado por el párroco de entonces, don Joaquín Gómez-Montalbán, un 20 de septiembre del año 1939, y que titula: PARA LA ETERNA MEMORIA, y que a continuación transcribimos para recuperar, también, nuestra memoria histórica.

Para la eterna memoria de las víctimas de la revolución que dieron su vida en armas de su ideal sacerdotal y cristiano, quiero consignar en estas páginas los nombres y los hechos más salientes que tuvieron lugar en esta parroquia desde el día 18 de julio de 1936 al 29 de marzo de 1939. Sólo haré referencia de todo aquello que hace relación a los asuntos de carácter religioso. Los que se refieren a la cuestión político-militar ya habrá quien se ocupe de ello.

Quiero hacer constar que, sin ser testigo ocular de las cosas, se me puede considerar como testigo de mayor excepción, ya que, como buen ecónomo de esta parroquia desde septiembre de 1935, he continuado después en el mismo cargo. Estuve en contacto con muchos feligreses durante la guerra civil que me fueron suministrando datos a los que he de unir aquellos que yo recogí personalmente al incorporarme de nuevo a la parroquia.

Comenzó el alzamiento nacional el 18 de Julio de 1936. El día 19, domingo, hicimos nuestra vida ordinaria; se celebró la Santa Misa a las horas de costumbre. El día 20, cuando vino el sacristán a abrir la iglesia, a las seis y media de la mañana, según costumbre, se encontró con una guardia de milicianos armados, establecidos en las diversas puertas del templo y despacho parroquial que le impidieron la entrada. Así me lo comunicó y así lo pude yo comprobar una hora más tarde recibiendo de dichos milicianos las órdenes que tenían de que no podíamos pasar al templo. Aquel día 20 no pudimos celebrar la Santa Misa. El día 29 del mismo mes me pidieron las llaves de la iglesia. Ignoro si aquel día hicieron algo dentro de ella. El día 31 se permitió a los sacerdotes hijos del pueblo que pudieron pasar a la sacristía a recoger los ornamentos de su propiedad, no así los cálices, que fueron requisados.

Aprovechó la ocasión el coadjutor don Alfonso Tapia para abrir el Sagrario y sumir las formas que había en el copón, unas 200 aproximadamente, evitando así una segura profanación. Fue ésta su preparación para el martirio; fue el número uno de los que sucumbieron perdonando a sus verdugos.

A partir de este momento no dieron reposo a sus actos de vandalismo, destrucción de sagrarios, imágenes, retablos, confesionarios, cuadros, vía crucis, ornamentos, todo cuanto estaba a su alcance sin exceptuar el magnífico órgano, con sonería extraordinaria, del siglo XVII. Se llevaron siete cálices de plata cincelada, algunos con esmaltes, dos custodias, una de plata cincelada, que pesaba 29 libras y que sólo se usaba el día del Corpus llevada en hombros por cuatro sacerdotes, tres copones de diversos tamaños -se logró recuperar uno- ánforas de plata para los Santos Óleos, gran número de candeleros de plata, bronce y metal dorado, palmatorias, incluso las cuatro campanas, de buen tamaño, que estaban en la torre.

De igual manera fueron expoliadas la iglesia de los PP. Mercedarios y las numerosas ermitas que hay en la localidad, quedando solamente indemnes el magnífico cuadro de la Inmaculada Concepción que preside el altar mayor de la Parroquia y las imágenes de Nuestra Señora de la Encarnación y del Santísimo Cristo de la Misericordia.

Se libró de esta destrucción la capilla del Hospital Asilo. Obligaron a las Hermanas a abandonar sus hábitos religiosos por vestiduras seglares. Su labor durante toda la guerra fue ejemplarísima. Ni un solo momento perdieron su espíritu de religiosidad dentro de los mayores peligros.

La iglesia parroquial fue convertida en plaza de abastos. La sacristía, en granero, lo que dio lugar a que se conservaran los retablos y gran parte de los ornamentos. También fue utilizada alguna vez como salón de baile.

Fueron los que cayeron víctimas de la revolución, setenta hombres y una mujer, algunos cruelmente martirizados como lo fueron D. Alfonso Tapia y D. Diego García Pérez de Bustos. La mayoría de ellos fueron arrojados al pozo de una mina abandonada que radica en el término municipal de Camuñas, Toledo, muy próxima a los límites de la provincia de Ciudad Real, a una distancia de Herencia no mayor de 15 kilómetros. Los menos fueron enterrados en diversos lugares; cementerios de Las Labores y Puerto Lápice. Una vez terminada la guerra se procedió a recoger dichos cadáveres que juntamente con los enterrados al borde de las carreteras y entre las olivas fueron traídos a Herencia en la tarde del 25 de septiembre de 1939. Durante toda la noche fueron velados por familiares y amigos. Al siguiente día se celebró un solemne funeral, siendo después conducidos al cementerio católico donde recibieron sepultura y donde esperan el día de la resurrección. Fue un espectáculo realmente conmovedor contemplar aquel cortejo fúnebre formado por veintiún ataúdes. Y, detrás de cada uno, la familia correspondiente.

  1. D. Carlos Álvarez Rodríguez- Palmero
  2. D. Federico Abengoza Ramos de Moncada
  3. D. Alfonso Tapia Jiménez Mendaño
  4. D. Antonio García-Cabrillo Lobos         
  5. D. Jesús Sánchez de la Nieta       
  6. D. Hermenegildo Álvarez González
  7. D. Maximiano Aragonés Díaz-Meco
  8. D. Mercenario Berrio Álvarez    
  9. D. Manuel Fernández-Caballero Díaz-Pavón
  10. D. José Antonio Fernández Úbeda        
  11. D. Leopoldo Fernández García   
  12. D. Rafael Fernández-Caballero Moreno           
  13. D. Victorio Fernández-Caballero Gallego
  14. D. Urbano García Iniesta
  15. D. Eloy García-Escribano Illescas
  16. D. Alfonso García-Parrado Sánchez-Aguilera
  17. D. Jacinto García-Parrado Sánchez-Aguilera
  18. D. Antonio García-Valdivieso Fdez-Cañadas
  19. D. José Gómez Calcerrada
  20. D. Mariano Gallego Jiménez-Mendaño
  21. D. Ruperto Jiménez González
  22. D. Guillermo Jiménez Moraleda
  23. D. Safrenio Yébenes Aranda
  24. D. Blas Martín Rodríguez            
  25. D. Ambrosio Martín Rodríguez
  26. D. Abelardo Martínez Gallego    
  27. D. Telesforo Martínez Novoa
  28. D. Ramón Osuna Dávila
  29. D. Aurelio Rodríguez de Liébana Fdez-Baillo
  30. Dña. Micaela Úbeda Bolaños
  31. D. Victoriano Rodríguez de Tembleque Jiménez-Mendaño
  32. D. José María Rodríguez de Tembleque Jiménez-Mendaño
  33. D. Vicente Rodríguez de Tembleque Jiménez-Mendaño. Lo mataron en el tejado de su casa.
  34. D. Jesús L. Rodríguez de Liébana Amaro
  35. D. Guillermo Vargas-Gómez Calcerrada
  36. D. Ismael Moreno-Manzanaro Gómez Calzerrada
  37. D. Felipe González Gómez          
  38. D. Joaquín González López de Andújar
  39. D. José González López de Andújar
  40. D. Luis González López de Andújar
  41. D. Alfredo González López de Andújar
  42. D. Ramón Jiménez Sánchez       
  43. D. Ignacio Gómez-Lobo Ruiz      
  44. D. Eugenio León Martín-Buitrago
  45. D. Luberio León Martín-Buitrago                    
  46. D. Moisés Beteta Fernández          
  47. D. Serafín Corrales González         
  48. D. Gregorio Corrales Moreno
  49. D. Francisco Cabezuelo González­-Talavera
  50. D. Juan Pablo Fernández Gómez-Lobo
  51. D. Antonio Fernández-Caballero Moreno
  52. D. José González Villareal              
  53. D. José García Escribano Fernández Cañadas
  54. D. Diego García Pérez de Bustos, fue descuartizado
  55. D. Emilio García-Escribano Díaz-Naranjo Lo arrastraron en su coche
  56. D. Francisco Gómez Camacho
  57. D. Julián Gómez-Lobo Ruiz       
  58. D. Nicasio Yébenes Cano  
  59. D. Gumersindo Labrador Fernández-Paniagua
  60. D. Francisco Madero Rodríguez
  61. D. Pedro Madero Rodríguez
  62. D. Félix Rodríguez-Izquierdo Fernández
  63. D. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Amaro
  64. D. Bonifacio Rodríguez Madero  
  65. D. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Baillo
  66. D. Jesús Rodríguez Iniesta
  67. D. Gregorio Rodríguez Iniesta   
  68. D. Santiago Romero Almoguera               
  69. D. Juan de la Cruz Úbeda Gómez
  70. D. José Tajuelo González
  71. D. Cirilo Martín-Buitrago Moreno-Palancas  

Presbítero
Coadjutor
Coadjutor
Sacerdote
Sacerdote
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Subdiácono
Minorista
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Seglar
Su esposa

 

 

 

Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Cementerio
Mina
Cementerio
Cementerio
Cementerio
Santander
Santander
Mina
Mina
Cementerio
Mina
Cementerio
Cementerio
Cementerio
Cementerio
Cementerio
Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Cementerio
Mina
Cementerio
Mina
Mina
Mina
Cementerio
Cementerio
Cementerio
Se ignora
Mina
Mina
Mina
Cementerio
Mina
Cementerio
Mina
Mina
Cementerio
Arenas S. Juan
Mina
Camuñas
Cementerio
Mina

Mina
Alcázar
Mina
Mina
Cementerio
Cementerio
Cementerio

Mina
Mina
Mina
Mina
Mina
Cementerio
Cementerio
Mina
En Valencia

Para que coste y rogando a Dios nuestro Señor que nos libre de otra guerra fratricida como la que hemos vivido, firmo el presente en Herencia, a 30 de septiembre de mil novecientos treinta y nueve.

DON JOAQUÍN GÓMEZ-MONTALBÁN, sacerdote 

 
En la mina

D. Carlos Álvarez Rodríguez- Palmero
D. Federico Abengoza Ramos de Moncada
D. Alfonso Tapia Jiménez Mendaño
D. Antonio García-Cabrillo Lobos
D. Jesús Sánchez de la Nieta Lierva
D. Hermenegildo Álvarez González
D. Maximiano Aragonés Díaz-Meco
D. Mercenario Berrio Álvarez
D. Manuel Fernández-Caballero Díaz Pavón
D. José Antonio Fernández Úbeda
D. Rafael Fernández-Caballero Moreno
D.Antonio García-Valdivieso Fernández-Cañadas
D. José Gómez Calcerrada
D. Ruperto Jiménez González
D. Telesforo Martínez Novoa
D. Ramón Osuna Dávila
D. Aurelio Rodríguez de Liébana Fernández-Baillo
Dña. Micaela Úbeda Bolaños
D. Victoriano Rodríguez de Tembleque Jiménez-Mendaño
D. Jesús Rodríguez de Liébana Amaro
D. Guillermo Vargas-Gómez Calcerrada
D. Ismael Moreno-Manzanero Gómez Calcerrada
D. Alfredo González López de Andújar
D. Ramón Jiménez Sánchez
D. Ignacio Gómez-Lobo Ruíz
D. Luberio León Martín Buitrago
D. Serafín Corrales Gómez
D. Gregorio Corrales Moreno
D. Antonio Fernández-Caballero Moreno
D. Diego García Pérez de Bustos
D. Emilio García-Escribano Díaz-Naranjo
D. Julián Gómez-Lobo Ruíz
D. Nicasio Yébenes Cano
D. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Amaro
D. Bonifacio Rodríguez Madero
D. Julián Rodríguez de Liébana Fernández-Baillo
 
D. Jesús Rodríguez Iniesta
D. Gergorio Rodríguez Iniesta
D. José Tajuelo Gonzlález
       

 

CAMUÑAS

 

En el pueblo de Camuñas (Toledo) figuran tres personas asesinadas durante la represión de los milicianos y que como consta en las partidas de bautismo, sus cadáveres fueron arrojados a la mina.

 

 
EMILIANO ENCINAS Y LÓPEZ-ORTIZ. Natural de Quero (Toledo) nació el 15 de septiembre de 1903. Sus padres se llamaban Lino y Raimunda. En la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Asunción recibió las aguas bautismales el 29 de septiembre. Se ordenó en Toledo el 11 de junio de 1927. Celebró su primera misa el 24 de junio de ese mismo año. En el “Anuario Diocesano” publicado en 1930 se nos informa que ejerce de coadjutor en Villarrobledo (Albacete). Cuando estalla la guerra es el cura ecónomo de Camuñas (Toledo).

Un día después de estallar la guerra civil, don Emiliano ya tuvo que celebrar la Santa Misa con las puertas de la iglesia cerradas. En previsión de lo que pudiese suceder sumió todas las formas consagradas. Luego se trasladó a Quero, su pueblo natal. Allí permaneció hasta el 13 de agosto. Ese día los milicianos del pueblo fueron a buscarle para llevárselo preso. Diez días estuvo encerrado, siendo golpeado e injuriado.

 

 

Según testifica Carmela Almansa, nieta de Simeón Almansa que estaba preso con el Siervo de Dios, la madrugada del 23 de agosto fue el día en que se decidió su asesinato. Junto a ellos iba otro vecino del pueblo, Emilio Martín Benito Gascón. Conducidos a unos tres kilómetros de Camuñas en dirección a la carretera de Madridejos (Toledo) se dirigen al lugar conocido por “Las Asperillas”. Simeón había puesto las manos huecas cuando le ataron y logró, dentro del automóvil, zafarse de las cuerdas. Eran las tres de la madrugada. Mientras Simeón intentaba quitarle las cuerdas a Don Emiliano para saltar en marcha del coche, éste le dijo: “-Sálvate tú, que yo tengo aquí mi destino”. Tras dar un empujón a uno de los milicianos, tras la caída y amparado en la noche para no recibir ningún impacto de bala, logró ponerse a salvo.

 

 Como dicta la partida de su defunción en los libros parroquiales. Tras ser fusilado “su cadáver fue arrojado a la Mina del Quijote” en el sitio de Las Cabezuelas” de éste término municipal, según consta en el expediente de defunción tramitado en el Juzgado de Primea Instancia del partido judicial de Madridejos”. Tan sólo tenía 33 años cuando entregó su vida por Cristo.

Seis miembros más de su familia serían arrojados a la misma mina; así como un tercer hombre del pueblo de Camuñas (Toledo) llamado Roso Gallego Cano.